«Una tierra de poesía (IV)»

MAR DE AGUA DULCE

Un paraíso de agua
se acumula ante las puertas de edén…
Agua que viene de lejos, de los montes,
por cursos naturales y obrados por el hombre,
Azud de Ojós,
mar de agua dulce,
espejo de frutales
y viejos montes moriscos…

Un paraíso de agua
cruza el valle como un sultán
bello y admirado,
espléndido y codiciado
entre centenarios limoneros y espigadas palmeras
compitiendo por llegar al cielo azul…
Agua que viene de lejos y riega la huerta
por acequias y brazales,
agua que llena de color, alegría y vida,
el fecundo valle,
alfombra de frutales
entre áridos montes de Ricote…

Texto: © Javier L. García Moreno
Fotografía: © Javier Lorente
Lugar: Presa Azud de OjósFB_IMG_1561231211490.jpg